shim


MI DESPERTAR
MIGUELJOSE


Artículos anteriores en Enero del 2017

Enero del 2017


MI DESPERTAR - 30.1.2017

Vuelves de la noche para entre abrir unas ventanas que creías ocultas, una panorámica que puede equilibrar las pasiones por las que puedes encontrar tus caminos, los escenarios en donde colocar las piezas necesarias que te hagan disculpar las enemistades con la fuerza del destino, un horizonte que se ha construido con las persianas que arropaban la casa, la ciudad donde completas toda la información de un lugar cerrado por la humedad de las lágrimas, por la entereza de un pilar construido con toda la amargura que pudiste absorber en esos cuentos que aún siguen dando vueltas por tus pensamientos.

No me entiendes y eso implica que estamos de acuerdo, finges dormir pero mis palabras te despiertan en la estancia donde nos conocimos, donde pasamos la mitad de nuestras vidas para encontrarnos de nuevo al pasar la muerte, al encender de nuevo la vela que se consume con los siglos, con el tiempo que aparece detrás de cada sensación en la que nuestro cuerpo descubre después de que nuestras salidas escucharan las letras que en el espacio viajan a una velocidad distinta a como pudimos encontrarnos.

Se que nuestros caminos se pararon para pisar la línea que abría la señal, los colores que nos dispersaron para seguir corriendo sin entender las pisadas, nuestros pies sabían donde colocar la huella que todos dejamos detrás para llegar a unas metas desde las que volver a iniciar la salida y saber desde estos cantos las sesiones que parecen historias guardadas en los baúles que transportan las mercancías, los vagones repletos de ilusiones que descarrilan ante la facilidad que tienen los ejércitos de conquistar batallas vacías, soldados sin uniforme y armas que pueden disparar el viento y las gotas de lluvia.

Espera a que mis palabras se entorpezcan de nuevo y puedan dejar los raíles de este tren fuera de los caminos, en las alturas que empiezas a descubrir, en los valles por donde dejas caer tu cuerpo en la profundidad que aparece en tu cuerpo, siente que estoy vaciando la fiera que tengo dentro, el animal que hay guardado entre la espada dorada y la pared humeante del fuego eterno, si, claro que puedes pasar, te estoy esperando sentado pues mi peso hace que no pueda sujetarme al abismo, a esa nada que aparece y desaparece para completar el puzzle en el que dormimos juntos.

Cierra las persianas después de haberte marchado para entender que tu sombra viaja por detrás, que tus manos llegaron antes de que empezaras a nacer y de que tus emociones murieran en una noche que dejaste para el futuro, ese pasado que aún tienes que vivir para descubrir el tesoro oculto en una locura desde la que entregarte al momento en que vivirás solo, despejado de cualquier especie de la tierra y ahondarás aún más en el agujero negro que el espacio está creando para que puedas renacer de nuevo, muere pues!!!!!!

Miguel José Carbajosa Gómez

Publicado por MIGUEL JOSE el 30 de Enero, 2017, 16:48 ~ Comentar ~ Referencias (0)


MI DESPERTAR - 29.1.2017

No quiero verme, dejar que el espejo se quede vacío, que las lágrimas se escondan detrás de la pared, que las puertas no puedan escapar de sus anclajes ni las ventanas puedan esperar a los rostros asomarse a un viento que se marchó al amanecer, no quiero entregarme a ninguna de las llamadas que aparecen en la pantalla ni a los interlocutores que hablan sin esperar una respuesta, el silencio que rodea completamente y puedo verme intentando encender la llama que pueda calentar mi aliento.

Te poseo lentamente mientras escuchas la música que abre nuestro corazón, la mirada que se pierde en el cielo con el techo tapando las estrellas, la madera esperando tus pasos que se cuentan dentro de cada caricia, esa espera que tienes entre cada uno de los mensajes que tu cuerpo puede descubrir, que tu organismo sigue trabajando en calcular los tiempos que reúnes dentro de cada palabra, de cada una de las letras que intentan acercarse a las frases que un día pudiste escribir con estos labios que ahora mismo cubro con el cielo encendido.

Son mis anotaciones las que aparecen debajo de cada susurro, los lugares por los que va pasando mi mente y apareces de nuevo en las grabaciones, son pensamientos que dejaron el lugar vacío para encontrarme en el pasillo, hacerme llegar tu figura y poder descubrir el secreto que llevas guardado, ese tesoro que almacenas en las venas por donde devuelve tu sangre aquellos deshechos que siempre se marchan para depurar tu piel que envuelve de nuevo tu cuerpo, tu mente y ese espíritu que juguetea cada madrugada en estos sueños que me acabas de realizar.

Empiezo negando mi sombra, la que sigue despierta en aquellos caminos por los que descubro mis sentimientos, por los llantos que abandonan estos desiertos que se llenan de agua en un polvo de pequeñas piedras que llegaron un día a convertirse en barro, figurando en las esculturas que tienes debajo de tus pies, en las rodillas por las que sujetas tan bonito discurso, en la cintura donde tu pantalón se sujeta con firmeza a una piel que camina desnuda por los anteriores cimientos de cada una de tus respiraciones.

Es la hora que marca nuestro comienzo, marchando cada uno por las calles que se limpian de ceniza, que recubren la tierra que debajo sujeta toda la ciudad, que se enredan dentro de cada noticia y pueden discutir sin empujarse, sin marchar sujetando sus casas a otra ciudad, porque siempre esperan a que la semilla siga dibujando el mapa por el que nuestros hijos encerraran los miedos y culpas que llegaron a sus mejillas en la espera de encontrar la felicidad de cada uno de sus momentos.

Miguel José Carbajosa Gómez

 

Publicado por MIGUEL JOSE el 29 de Enero, 2017, 15:01 ~ Comentar ~ Referencias (0)


MI DESPERTAR - 28.1.2017

Siento colorear el cielo de azul, llenarlo de espuma entre los rincones por donde se escapa de mis ojos, saber que estás debajo como aquellos sueños en los que volamos juntos por el contorno de este planeta, unos arcos que nos inclinaban sobre las orillas de unos ríos que volvían a nacer después de las nubes negras que las ocultaron varios días, algunas semanas en las que seguían durmiendo sin entender que los vuelos esperaban encontrar aquellos asientos en los que seguir la mirada de una quietud imposible de poder conocer.

Con los pies descalzos encuentro los colores que me dan la imagen que deseo encontrar, empiezo por los oscuros debajo de las piedras y sigo oscureciendo los márgenes para establecer el límite en donde poder encontrar mi historia, las páginas a rellenar por datos que siguen nublando las estrellas, esas que por las noches dejan la huella para que durante el día pueda reconocer los lugares por donde estaba en cada sueño, en cada encuentro que paralizaba mi respiración y hacía bajar a esos infiernos que guardamos en la penumbra de cada incendio.

Son las llamas las que pintan las paredes, el fuego eterno el que sigue asomado a las ventanas, a las puertas por donde pasa el viento, la luz y tantos enemigos que se apuestan despiertos para quemar tantas letras que siguen perdidas en la mente, pensamientos que pasaron por los valles desnudos para garantizar la cosecha de tanta especie, de los lugareños que durmieron en las posadas por donde el camino se asienta, por donde los viajeros pueden reconocer el mismo lugar en donde durmieron sin encontrar de nuevo la misma habitación.

Eres la penumbra quien ahora me habla, se deshace de todos los nombres para recobrar la estatura, la edad que siempre has soñado poseer y que ahora has traspasado para cumplir estos deseos que siguen corriendo ante los sentidos, la madurez que tiene sus raíces en los pasados incumplidos, en los registros que cada uno puede buscar después de que los años y las criadas nos hayan vuelto a destapar en la cuna donde nacimos, entre los pañales que pudieron darnos el calor que sigue dentro de cada uno de los corazones que laten en los frentes abiertos durante la madrugada.

Vuelvo del camino y empiezo una nueva aventura, eres mi socio predilecto y tienes el galardón de haberme interpretado en diferentes papeles, desde mi padre hasta el novio de mi madre, desde la abuela hasta la cuñada que tiene su mirada puesta en los relojes, ese tiempo que dura mucho más que cualquiera de las curas con el algodón que sigue impregnado de todo el tesoro que acuñas en tus manos, esos dedos que indican la cantidad y una piel que impregna la calidad en este momento en que sigo esperando que mi cerebro pueda recuperar el sonido.

Miguel José Carbajosa Gómez

Publicado por MIGUEL JOSE el 28 de Enero, 2017, 16:37 ~ Comentar ~ Referencias (0)


MI DESPERTAR - 24.1.2017

Imagino en los túneles que la experiencia me hace descubrir, salir por aquellos susurros que las voces dejan en los lados del silencio para acariciar las mejillas de una pequeña escena dentro de cada uno de los millones de personajes que todos los días interpretan sus mejores papeles por los que no logran ningún óscar pero sí merecidos encuentros dentro de cada especie, mejorando en el devenir aquellos mensajes que se instalan dentro de cada uno de esos registros que el universo guarda celosamente para entender esa historia que sigue viviendo en cada hombre y mujer.

Encuentro entre los papeles imágenes de aquellos recuerdos personas que han aterrizado en el margen de muchos besos, en los contornos de silencios en los que las miradas tenían acento extranjero, las ideas que aparecían dentro de cada papel podían retroceder millones de los años que pasamos dentro de esta esfera, pero el sentido escucha cada noche el sueño eterno de los episodios que siguen vivos en estas escuelas que nos hacen recorrer esos metros necesarios para seguir caminando en la oscuridad que algún pasado nos hizo guardar.

En la capacidad de hombre puedo descubrir como el complemento femenino nos hace desenterrar las caricias en las manos que recorren desde una punta a la otra la piel que nos envuelve, esa piel que nos escucha por los poros en donde penetran el oxígeno y demás materiales que hacen seguir elástica la flexibilidad que un organismo puede completar, una máquina que sigue encendiendo los lugares como el fuego hace calentar el lugar que rodea en cada expresión.

Sería imposible poder completar con estas palabras el sentimiento que recorre mi cuerpo cada vez que la imagen vuelve a recordarme, cada ocasión en la que abro la ventana y puedo ver el valle de distintas vidas, de horizontes que se acercan cada noche para chivarme el siguiente horizonte que se esconde de mis ojos, que sigue vivo en la tierra que se aleja cada vez que corremos sin respirar hacia la línea que divide la vida y la muerte, el cielo y la tierra, el Sol de la luna, las estrellas de muchos planetas que nos miran en las noches y nos dejan dormir en los días.

Te apuntas a mirar el cielo, a reír debajo de las nubes cuando corren por encima de las ciudades, a escuchar el agua cuando brota de la tierra para seguir su camino en el fondo de los mares que nos rodean hasta llegar a borrar de la arena las señales de esta vida que aparece dentro de cada mensaje, de esas botellas que se llenan de palabras para descubrir al otro lado que las personas pueden hablar en una distancia imposible de poder acercar.

Miguel José Carbajosa Gómez

 

Publicado por MIGUEL JOSE el 24 de Enero, 2017, 8:55 ~ Comentar ~ Referencias (0)


MI DESPERTAR - 21.1.2017

Vienes de una foto donde las emociones encierran un pasado, unas raíces profundas de un árbol en cuya savia viajo hacia las ramas, debajo de cada una de las hojas que van naciendo bajo las estrellas que caminan todas las noches por la oscuridad de tantas tierras, una estampa que cierra los sueños con unos colores que dibujan por el día mil arcoiris que descubren los pequeños ojitos que acaban de enterarse de su nombre, de las miradas que encierran muchos secretos aún por descubrir.

Estaba junto a tu rostro cuando comenzamos la aventura, cerraba estos ojos que ahora caminan entre las palabras para encontrar en la oscuridad de la habitación el camino para viajar hacia un encuentro, algo inesperado por no tener la imagen perfecta en este segundo que dirige sus palabras, escucho con destreza la ruta que quiere entregarme para acercarme a estos guiones, a lo que se perdió con el tiempo y con el paso del polvo que guarda la tierra y que vuelve de nuevo a la vida para completar otra pasión en directo.

Seguro que me sigues, que entras en ese silencio donde las palabras esperan con varios nombres, con siluetas inesperadas, con frases que desaparecen detrás de cada bombeo de sangre que este corazón hace fluir por las arterias en el viaje que cada pequeño espacio de tiempo emplea para seguir con la vida en su estado puro, despejando el aliento de vida que entra por la nariz y por la boca sin esperar a dejarlo pasar con nuetras manos.

Te sujetas a mi cuerpo y esperas que el viento no te afecte, que la noches no te haga sufrir, que los amaneceres aparezcan despiertos después de haberte dormido en los mismos horizontes desde los que impedías volver hacia atrás, seguramente esperabas que otros brazos te esperaran, pero era mi cuerpo el que aparecía de nuevo para empujarte hacia la verdad, esa verdad que solamente tú puedes entregarnos, que sólo tu puedes reconocer antes de salir por todos los lugares de esta llamada.

Es de noche ahora mismo y la luz que aparece en lo difícil del camino es aquella luna que nos enciende por las noches y hace que los campos de encuentren con unos colores oscuros, que las siluetas puedan aparecer y desaparecen tras nuestros miedos, que la aventura de llegar hasta las cimas puedan reponer esas fuerzas que el tiempo quiere dejarnos escondidas, que las llamadas no lleguen a empezar a sonar ni tampoco el amor que descubre el mismo camino que has tenido desde tu pequeña infancia.

Me quedo encerrado en la emoción, en la fuerza que siento por haber luchado por encontrarte, por saber que era importante para esta curación, para la misma palabra que estaba buscando en la oscuridad de la inconsciencia, en un lugar que parece escondido muy dentro y que sin entenderlo siempre queda guardado para en cualquier momento poderlo descubrir y llegar hasta el fondo donde se guarda todas aquellas memorias que fueron importantes cada una de ella en su preciso momento.

Gracias a todos porque ya se de donde vengo, seguramente el futuro me irá mostrando hacia donde voy asíque esperarme despacio para juntarnos en otras de las moradas que aquellos pasados nos hicieron construir estos futuros que llegarán cuando menos los esperas.

Miguel José Carbajosa Gómez

Publicado por MIGUEL JOSE el 21 de Enero, 2017, 17:02 ~ Comentar ~ Referencias (0)


 
Blog
-
-
Inicio
-
-
Sobre Mí
-
-
Mis fotos
-
-
Escribeme
-
-
-
-
-
Categorías
-
-
Cuentos [7] Sindicar categoría
-
-
Escritos procedentes de otras webs [10] Sindicar categoría
-
-
Humor [4] Sindicar categoría
-
-
Mi Despertar [2372] Sindicar categoría
-
-
Mi Despertar en el recuerdo [28] Sindicar categoría
-
-
Mi forma de hacer poesía [13] Sindicar categoría
-
-
Pensamientos [53] Sindicar categoría
-
-
Reflexiones [31] Sindicar categoría
-
-
Calendario
-
-
<<   Enero 2017  >>
LMMiJVSD
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31      
-
-
Archivo
-
-
Enero 2023 [1]
Septiembre 2022 [2]
Marzo 2022 [3]
Enero 2022 [1]
Diciembre 2021 [1]
Noviembre 2021 [2]
Octubre 2021 [1]
Agosto 2021 [2]
Julio 2021 [1]
Junio 2021 [8]
Abril 2021 [1]
Marzo 2021 [5]
Febrero 2021 [6]
Enero 2021 [4]
Marzo 2020 [2]
Enero 2020 [3]
Diciembre 2019 [3]
Noviembre 2019 [1]
Octubre 2019 [1]
Septiembre 2019 [2]
Agosto 2019 [2]
Julio 2019 [2]
Junio 2019 [3]
Marzo 2019 [1]
Febrero 2019 [1]
Enero 2019 [1]
Diciembre 2018 [2]
Noviembre 2018 [1]
Octubre 2018 [3]
Septiembre 2018 [6]
Agosto 2018 [5]
Julio 2018 [1]
Junio 2018 [2]
Mayo 2018 [2]
Abril 2018 [3]
Marzo 2018 [3]
Febrero 2018 [2]
Enero 2018 [5]
Diciembre 2017 [2]
Noviembre 2017 [3]
Octubre 2017 [7]
Septiembre 2017 [5]
Agosto 2017 [1]
Julio 2017 [6]
Junio 2017 [1]
Mayo 2017 [6]
Abril 2017 [1]
Marzo 2017 [8]
Febrero 2017 [2]
Enero 2017 [7]
Diciembre 2016 [6]
Noviembre 2016 [5]
Octubre 2016 [1]
Septiembre 2016 [5]
Agosto 2016 [8]
Julio 2016 [8]
Junio 2016 [8]
Mayo 2016 [6]
Abril 2016 [2]
Marzo 2016 [4]
Febrero 2016 [5]
Enero 2016 [7]
Diciembre 2015 [7]
Noviembre 2015 [8]
Octubre 2015 [8]
Septiembre 2015 [16]
Agosto 2015 [7]
Julio 2015 [3]
Mayo 2015 [3]
Abril 2015 [11]
Marzo 2015 [15]
Febrero 2015 [16]
Enero 2015 [12]
Diciembre 2014 [12]
Noviembre 2014 [3]
Octubre 2014 [13]
Agosto 2014 [11]
Julio 2014 [11]
Junio 2014 [5]
Abril 2014 [4]
Marzo 2014 [5]
Enero 2014 [8]
Diciembre 2013 [11]
Noviembre 2013 [8]
Octubre 2013 [7]
Septiembre 2013 [3]
Agosto 2013 [9]
Julio 2013 [9]
Junio 2013 [1]
Mayo 2013 [7]
Abril 2013 [6]
Marzo 2013 [2]
Diciembre 2012 [7]
Noviembre 2012 [3]
Septiembre 2012 [8]
Agosto 2012 [9]
Julio 2012 [2]
Junio 2012 [11]
Abril 2012 [7]
Marzo 2012 [3]
Febrero 2012 [1]
Enero 2012 [3]
Noviembre 2011 [6]
Octubre 2011 [4]
Agosto 2011 [6]
Julio 2011 [7]
Junio 2011 [5]
Mayo 2011 [12]
Marzo 2011 [2]
Febrero 2011 [4]
Enero 2011 [19]
Diciembre 2010 [6]
Noviembre 2010 [5]
Octubre 2010 [12]
Septiembre 2010 [12]
Agosto 2010 [6]
Julio 2010 [3]
Junio 2010 [18]
Mayo 2010 [16]
Abril 2010 [17]
Marzo 2010 [14]
Febrero 2010 [10]
Enero 2010 [18]
Diciembre 2009 [12]
Noviembre 2009 [15]
Octubre 2009 [2]
Septiembre 2009 [5]
Agosto 2009 [15]
Julio 2009 [9]
Junio 2009 [18]
Mayo 2009 [13]
Abril 2009 [17]
Marzo 2009 [11]
Febrero 2009 [1]
Enero 2009 [6]
Diciembre 2008 [17]
Noviembre 2008 [10]
Septiembre 2008 [19]
Agosto 2008 [11]
Julio 2008 [5]
Junio 2008 [6]
Mayo 2008 [13]
Abril 2008 [9]
Marzo 2008 [22]
Febrero 2008 [25]
Enero 2008 [24]
Diciembre 2007 [18]
Noviembre 2007 [28]
Octubre 2007 [34]
Septiembre 2007 [39]
Agosto 2007 [11]
-
-
Sindicación
-
-
Artículos
Comentarios
-
-
MIS BLOGS
-
-
MI DESPERTAR EN FOTOS
-
-
Web amigas
-
-
WEB ESCRITORES
-
-

Blog alojado en ZoomBlog.com